Los allanamientos fueron el sábado por la noche en el oeste de la ciudad. La droga estaba fraccionada en envoltorios de papel glasé.

La Policía Federal realizó allanamientos el sábado por la noche en el barrio San Lorenzo y desbarató un "kiosco clandestino" donde secuestraron 400 dosis de cocaína y 60 gramos de la misma droga sin fraccionar. Además incautaron 90 000 pesos en efectivo y detuvieron a tres personas.

El operativo comenzó en horas de la noche y concluyó el domingo en la madrugada. Fue dispuesto por el Juzgado Federal N.° 2 de Neuquén a cargo del juez Gustavo Villanueva. Desde la policía federal se informó que las investigaciones se habían iniciado hace dos meses y que se relacionaban a un grupo dedicado a la venta de drogas al menudeo. Durante ese tiempo pudieron determinar que el grupo utilizaba dos domicilios para comercializar y uno para resguardar los estupefacientes.

Explicaron que durante los allanamientos secuestraron 400 dosis lista para su comercialización, cuyo peso aproximado fue de 350 gramos, fraccionada en envoltorios de papel glasé de distintos colores, además había una "piedra de cocaína" con un peso cercanos a los 60 gramos, además de elementos de corte y fraccionamiento, una balanza digital, un televisor, una tablet, una notebook, varios teléfonos celulares, y demás elementos para interés de la causa.

En uno de los domicilios encontraron también una suma aproximada de 90 000 pesos, un automóvil y una moto utilizadas por uno de los imputados para realizar el reparto de las drogas.

En febrero de este año, la policía provincial había realizado un procedimiento similar donde incautaron 400 dosis de la misma droga, la cual estaba fraccionada con el mismo tipo de envoltorios.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »